Imagínate una linda planta, como podría ser una gardenia… Le has buscado un sitio en el comedor, cerca de la ventana para que le dé la luz del sol durante el día. La riegas siempre que necesita agua, le retiras las hojas secas, en definitiva...